El camino es arduo. Muchas veces tropezamos. Pero, muchas otras, nos pega fuerte la tentación de dejarlo todo y volver a la vida pasada, a esa que teníamos antes de la conversión.

Cactus

Jesús nos advirtió que, si queremos ser disípulos plenos debemos rechazar esa tentación de la melancolía por lo pasado. Sobre esto hablo en este video:

 

¿Te ha pasado alguna vez algo así? ¿Lo superaste? ¿Cómo?

Espacio de publicidad automática - No necesariamente estamos de acuerdo con el contenido
Artículo anteriorQué es la apostasía
Artículo siguientePorqué la Virgen del Rosario es fundadora de Paraná
Sacerdote. Párroco. Viejo bloguero que sigue utilizando las redes para evangelizar. En las buenas y en las malas... ¡hincha de River!