Por qué decimos: Padre nuestro

0 de 7 lecciones completas (0%)

No caer en la tentación

No tienes acceso a esta lección
Por favor, completa prerrequisitos para ver el contenido de esta lección.

Cuarta bendición que pedimos. Sabemos que la sola fuerza personal no basta.