Genealogía de la persona

401

El Texto de la Carta a las Familias para meditar en este día de la Novena a la Virgen de la Medalla Milagrosa es el siguiente:

Como afirma el Concilio, el hombre “es la única criatura en la tierra a la que Dios ha amado por sí misma”. El origen del hombre no se debe sólo a las leyes de la biología, sino directamente a la voluntad creadora de Dios: voluntad que llega hasta la genealogía de los hijos e hijas de las familias humanas. Dios “ha amado” al hombre desde el principio y lo sigue “amando” en cada concepción y nacimiento humano. Dios “ama” al hombre como un ser semejante a él, como persona. Este hombre, todo hombre, es creado por Dios “por sí mismo”. Esto es válido para todos, incluso para quienes nacen con enfermedades o limitaciones. En la constitución personal de cada uno está inscrita la voluntad de Dios, que ama al hombre, el cual tiene como fin, en cierto sentido, a sí mismo. Dios entrega al hombre a sí mismo, confiándolo simultáneamente a la familia y a la sociedad, como cometido propio. Los padres, ante un nuevo ser humano, tienen o deberían tener plena conciencia de que Dios “ama” a este hombre “por sí mismo”.

Hoy rezamos los Misterios de Gozo

1- El anuncio a María que va a ser la Madre del Creador

2- La visita de María a su prima Isabel.

3- El nacimiento del Hijo de Dios en un establo de Belén

4- La presentación de Jesús en el templo.

5- Jesús perdido y encontrado en el templo.

Tu opinión nos interesa.

Ingrese su comentario
Entre su nombre aquí